Despenalización del aborto genera nueva controversia

La aprobación en la Comisión Especial Revisora del Código Penal de la despenalización del aborto en caso de malformaciones congénitas y como consecuencia de violación sexual, fue considerada como un acto de justicia hacia la vida y a los derechos humanos por el movimiento Manuela Ramos. Patricia Zanabria, integrante del equipo legal del citado movimiento, sostuvo que es un derecho de la mujer poder interrumpir un embarazo en determinadas circunstancias, cuando el feto tiene malformaciones, cuando la gestación es consecuencia de una violación fuera del matrimonio o cuando se ha dado una inseminación artificial no consentida fuera del matrimonio y que haya sido denunciada e investigada al menos en el ámbito policial.

Saludó también que la propuesta, sustentada y apoyada por diversas instituciones ligadas a la salud, fuera aprobada por cuatro votos a favor y ninguna en contra. Aclaró en ese sentido, que hubo dos abstenciones, una de la representante del ministerio de Justicia, Fernanda Ayestas, y otra del representante de la Junta de Colegios de Abogados, Arsenio Oré.

Zanabria aseguró que aprobar esta medida no significa de ninguna manera promover el aborto. “Existe la idea equivocada de que despenalizar el aborto significa promoverlo”.
Consideró importante señalar que si bien la ley –si es aprobada en el Congreso– permitirá la interrupción del embarazo en esos casos, no significa que obligará a la mujer a hacerlo.

Incidencia
La especialista reveló que en el país ocurren al menos mil abortos diarios y que pese a que el aborto terapéutico –cuando peligra la vida de la madre– está despenalizado desde 1924, no existe un protocolo claro para aplicarlo. Indicó que el protocolo que existía en la Maternidad de Lima en los tiempos en que Pilar Mazetti era ministra de Salud fue suspendido y que sólo hay una guía técnica pendiente de aprobación. La iglesia católica, a través del cardenal Juan Luis Cipriani, se pronunció contra el aborto, al defender la vida del ser humano desde su concepción y calificar de traidores a los que respaldan su práctica.

¿Quizá te interesé estas noticias relacionadas?

Envié su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *