Ley contra propaganda de SL

Al comentar la reciente difusión de videos, a través del portal de internet Youtube.com, del terrorista Jorge Quispe Palomino, alias “camarada Raúl”, cabecilla de Sendero Luminoso en el VRAE, donde se observa a este terrorista cantando huainos con letras y contenido subversivo, el primer vicepresidente de la República, Luis Giampietri, pidió estar alertas y buscar mecanismos legales para impedir la difusión de propaganda de dicho grupo a través de la denominada “red de redes”.

“Hay que ver con atención la manera de encontrar una fórmula legal”, remarcó.

No obstante, el también legislador oficialista dijo que es poco probable que este mecanismo de difusión pueda ser aprovechado por Sendero Luminoso para conseguir financiamiento externo para sus actividades delictivas. “Nadie querrá financiar a terroristas”, subrayó.

De otro lado, Giampietri reiteró que el denominado Museo de la Memoria es un proyecto que carece de sentido, porque está basado en la tarea de difundir hechos que aún no concluyen en el Perú, como el de la guerra contra las organizaciones terroristas.
“Los museos relatan lo pasado, no lo que está sucediendo. ¿Cómo harán para incorporar lo que está sucediendo ahora?”, preguntó el vicealmirante de la Marina en situación de retiro.

Prudencia
El ex jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, Jorge Montoya, demandó mayor prudencia en la difusión de información referida a Sendero Luminoso por medios electrónicos.
Dijo que muchos jóvenes, por curiosidad, podrían ingresar al portal donde se colocó el video del “camarada Raúl”, corriendo el riesgo de verse atraídos por esos mensajes.

La palabra
Mercedes Cabanillas. congresista
Mensajes de paz como contrapeso
Es necesario difundir contenidos a favor de la paz y el estado de derecho, para así hacer un contrapeso a las informaciones que difunde Sendero Luminoso a través de la internet. Tiene que ser un mensaje que se sustente en la paz, la democracia, el respeto a la división de poderes y en la convicción de que alcanzar la justicia social no pasa por la vía de la violencia, la muerte y la destrucción, como ocurrió en la década de los años 80. Hay que dejar en claro que al poder se llega a través de las urnas y sin recurrir a la violencia y al caos.
La Policía y las Fuerzas Armadas tienen un liderazgo en la lucha contra el narcoterrorismo y como contrapeso democrático hay que dar una respuesta al mensaje agitador de éste.

¿Quizá te interesé estas noticias relacionadas?

Envié su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *